ARTÍCULOS HISTÓRICOS

28 de octubre de 2016

LA ESTIRPE DE LOS SALINAS (I)

Los miembros de la familia hidalga de los Salinas, adoptaron este apellido por su procedencia de la aldea burgalesa de Salinas de Rosio, donde  Alfonso de Salinas, contador del rey Juan II de Castilla y adelantado de Murcia, tuvo  casa solariega, noble, antigua y principal de la dicha villa. Su escudo nobiliario estaba formado por tres guadañas en campo rojo sangre, con las cuchillas de plata y los mangos de oro. En lo bajo del escudo (al timbre en términos heráldicos) aguas de plata y  azul, y  orla con  ocho aspas de oro en campo rojo. (1) 

Escudo de los Salinas de Rosio

Alfonso estuvo casado con Mayora de Salazar y tuvo cuatro hijos varones: Cristóbal, Rodrigo, Fernando y Juan.
Juan de Salinas y Salazar alcanzó su mayor relevancia social cuando a mediados del siglo XV pasó a la villa de Nájera (La Rioja), como alcaide del castillo de la Mota. (2) En pago por sus reiterados servicios a la corona, el rey Enrique IV de Castilla le concedió  los derechos de portazgo y martiniega de la villa de Nájera, más las tercias de las aldeas de Matute y Pedroso. Casado con Juana Martínez tuvo al menos once hijos legítimos, de ellos cinco varones: Diego, Alonso, Juan, Pedro y Francisco. (3)
Alonso contrajo matrimonio con Catalina Fernández de Navarrete y tuvo casa en Nájera, villa de la que fue regidor. Sirvió al emperador Carlos I en las guerras de Navarra y Fuenterrabía. Tuvo seis hijos varones: Pedro, Antonio, Juan, Francisco, Alonso y Cristóbal. (4)
El primer representante del linaje de los Salinas en Manzanares, según apuntan Carlos y Miguel Parrilla en su libro “Linajes y Blasones de la provincia de Ciudad Real”, fue Alonso de Salinas (Martínez), quien, ya entrado en años y después de haber quedado viudo de María Fernández, aparece como alcaide del castillo, siendo comendador Gonzalo Fernández de Córdoba. (5)
Alonso tuvo siete hijos con María Fernández Navarrete. El llamado Pero (Pedro) Hernández (Fernández) de Salinas sucedió a su padre en la alcaidía y administración de la encomienda mientras actuó como comendador interino don Nicolás de Sosa y continuó en su puesto cuando se designó como nuevo comendador titular de la villa  a Don Alonso Fernández de Córdoba y Aguilar, marqués de Priego. Curiosamente en los documentos aparece como alcaide del castillo de Manzanares de la Membrilla, utilizando a la villa más antigua como referencia.
Escudo de los Fernández Navarrete

Pedro  era un experimentado militar que había participado en las guerras que el emperador Carlos I tuvo en Alemania y Argel. Más tarde combatió también en Flandes siendo rey Felipe II. Estaba casado con una prima suya llamada María Fernández de Salinas, natural de Nájera, con la que tuvo cuatro hijos: Juan Bautista, Francisco, Catalina y Magdalena. (6) 
Un primo hermano de Pedro, llamado también Pedro de Salinas Gamarra fue alcaide de la villa del Moral. Contrajo matrimonio con Mencia Ortiz, vecina de Madrid, con quien tuvo tres hijos, Fabián, Juan y Mencia. Éstos contrajeron sendos matrimonios con los hijos del primo de su padre y todos pasaron a residir en Manzanares. Fabian se casó con Catalina, Juan con Magdalena y Mencia con Juan Bautista. (7)
Esta tendencia de la familia Salinas a los matrimonios endogámicos se mantendría posteriormente complicando extraordinariamente cualquier investigación, dada la repetición de nombres y apellidos en varias generaciones, además de usar en cualquier orden los apellidos del padre y de la madre.
Cuando falleció Pedro Fernández Salinas, ocupó el cargo de alcaide y mayordomo de la encomienda don Francisco Pérez Cobos, siendo todavía  titular de la Encomienda el Marqués de Priego. (8)
El primer Salinas varón nacido en Manzanares fue Juan Bautista, personaje del que existen numerosas referencias documentales, aunque no su partida de nacimiento ya que los libros de Bautismos del archivo parroquial comienzan en 1586. Juan Bautista de Salinas se casó en primeras nupcias con  su prima segunda, Mencía Ortiz de Salinas , natural de Moral de Calatrava, con la que tuvo dos hijos: Pedro y Ana María Fernández de Salinas Ortiz. (9) 
Juan Bautista ejerció como regidor perpetuo del concejo por el estado hidalgo e intervino en la elaboración de las Relaciones de Felipe II.
En 1592 fue nombrado administrador de la Encomienda y alcaide del castillo, siendo comendador don Diego Fernández de Córdoba y continuó en el cargo con su sucesor Gómez Dávila y Toledo, segundo marqués de Velada. Dado que el comendador no residía en Manzanares, Juan Bautista era la figura más relevante de la villa a quien todos rendían pleitesía. Hombre acostumbrado a imponer su voluntad sin dar cuentas a nadie su actuación fue muy controvertida. (10)

Dibujo idealizado del lugar y castillo de Manzanares
Autor: Jesús Sánchez Daimiel

Casó en segundas nupcias con doña Luisa Valdeolivas de la Cerda, natural de Argamasilla de Alba, hija de Juan de Valdeolivas de la Cerda y María Escudero, familiares lejanos del duque de Medinaceli. Con ella tuvo otros cinco hijos: Juan de Salinas (Valdeolivas) de la Cerda, María (Fernández) Salinas (Valdeolivas) de la Cerda, Ana, Luisa y Juan Bautista. 
Sobre unas casas de su propiedad se levantó el Convento de Carmelitas entre 1585 y 1587.  Juan Bautista de Salinas y su nueva esposa tomaron el 1 de diciembre de 1592 el patronazgo de la capilla de dicho convento, en cuyo cementerio recibieron sepultura a partir de entonces muchos miembros de esta familia. (11)
El 26 de abril de 1592 se inauguró el Convento de Franciscanas de Clausura de la villa de Manzanares, siendo alcaldes ordinarios Cristóbal de Cuellar y Francisco de Morales. Como no podía ser de otra manera, tan destacada fundación por parte de la familia Quesada contó con la presencia del administrador de la encomienda, Juan Bautista de Salinas. (12)
A pesar de su condición de alcaide, Juan Bautista fue procesado el año 1600 junto a otros personajes destacados de la villa, alcaldes, regidores y sus parientes, acusados de haber esquilmado los montes del término realizando miles de talas ilegales de viejas encinas, sobornando o intimidando a guardas y veedores. La mayoría de los implicados fueron condenados a duras penas pero la influencia del comendador ante la Corte consiguió que fuera sobreseida la orden de encarcelamiento contra su administrador. (13) 
En 1605, Juan Bautista, abusando una vez más de su poder, impuso a su hijo Pedro Fernández Salinas Ortiz (nacido de su primer matrimonio)  como alcalde de la villa por el estado hidalgo, a pesar de haber sido elegido Pedro Salcedo, promoviendo un sonado escándalo al ignorar el mecanismo secular de elección de alcaldes por el método de insaculación.
Tras el pleito correspondiente, el Consejo de Órdenes falló a favor de Salcedo, pero Salinas lejos de acatar el fallo promovió un grave enfrentamiento entre sus partidarios y paniaguados con el resto de hidalgos y  representantes del concejo. El día 27 de junio, un grupo de más de doscientos vecinos de la villa, hartos de la impunidad y despotismo con que actuaba Juan Bautista, marcharon en su búsqueda y tras agarrarlo le dieron una tremenda paliza, arrastrándolo luego por calles y plazas mientras le insultaban y amenazaban de muerte. (14)
El hasta entonces todopoderoso alcaide sufrió una tremenda humillación ante todo el vecindario. Posiblemente su orgullo no pudo soportar tamaña afrenta y falleció a los pocos meses. (15) Su hijo Pedro le sustituyó como mayordomo administrador de la encomienda, permaneciendo en el cargo mientras fue comendador el segundo marqués de Velada. (16)


El castillo de llanura de Manzanares



NOTAS


1.- Árbol de la familia Noble de Salinas, descendientes de la casa y solar de Salinas, con relación de sus casamientos y vecindades y actos de nobleza por sus nombres. Documentos de la colección Salazar. Real Academia de la Historia. (9/16753, folios 1 a 11.
En el libro "Linajes y Blasones de Ciudad Real" de Carlos y Miguel Parrilla están los colores cambiados.

2.- El alcalde de un castillo tenía como misión fundamental la organización de su defensa. Para ello debía contar con suficientes caballeros y hombres expertos en el manejo de las armas, así como tener en buen estado los principales elementos defensivos, tales como foso, puertas, almenas y saeteras. También era de su competencia el control y mantenimiento de armas y armaduras, piezas de artillería, pólvora y proyectiles, dardos para  ballestas, etc. Asimismo debía vigilar la existencia de cierta cantidad de víveres para poder soportar asedios de corta duración. A partir del siglo XV, cuando finaliza la guerra contra los musulmanes, la función del alcaide deja de ser estrictamente militar para convertirse en mero administrador o mayordomo del comendador.


3.- De los otros cuatro hijos varones:
Diego murió combatiendo en la guerra de Granada.
Francisco ingresó como sacerdote en la orden Franciscana y murió cuando estaba ya elegido como Obispo de Ávila. 
Juan tuvo el cargo de alcalde mayor del duque de Nájera, siendo uno de los nobles que acompañó a Fernando de Aragón a Castilla para contraer matrimonio con Isabel. 
Pedro, vecino de Nájera, contrajo matrimonio con María de Gamarra y su hijo, Pedro Salinas Gamarra fue alcaide del Moral. Sus hijos casaron con los de su primo Juan Bautista y residieron todos en Manzanares.

4.- Catalina era hija del hidalgo Pedro Fernández de Navarrete que tenía escudo propio cuartelado, cuyos blasones eran: en el primer y cuarto cuartel sendas torres de plata en campo de gules. En el segundo y tercer cuartel sendas flores de lis en oro sobre campo de azur. En el libro Linajes y Blasones de Ciudad Real aparecen los colores equivocados.

5.- PARRILLA ALCAIDE, Carlos y PARRILLA NIETO, Miguel. Linajes y Blasones de Ciudad Real. Página 299. BAM. 2008.

6.- Árbol de la familia Noble de Salinas, descendientes de la Casa y solar de Salinas, con relación de sus casamientos y vecindades y actos de nobleza por sus nombres. Documentos de la Colección Salazar. Real Academia de la Historia. [9/16753, folios 1 a 11.]

7.- De la unión de Fabián con Catalina nació otra Mencia de Salinas. 
El matrimonio de Juan con Magdalena tuvo tres hijos llamados Juan de Salinas Viamonte, Catalina y María de Salinas Viamonte. 

8.- A la muerte de don Alonso Fernández de Córdoba y Aguilar en 1589, el rey designó al Conde de Andrada como administrador temporal de la encomienda. Éste cesó al alcaide Pérez Cobos y nombró a Fernando Delgadillo. Archivo Histórico Nacional. Sección Órdenes Militares. Expediente 44.626 procedente del Archivo Judicial de Toledo.

9.- En 1581 seguía casado con la primera mujer ya que aparece como madrina en el bautizo de María, hija de Pedro González y Marta de Morales, celebrado el 30 de mayo de 1581. Archivo Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción de Manzanares.

10.- Entre 1592 y 1605 existen referencias documentales de la presencia de Juan Bautista de Salinas como administrador de las rentas de la Encomienda y alcalde del castillo siendo comendadores don Diego Fernández de Córdoba y don Gómez Dávila y Toledo, segundo marqués de Velada. Referencia a los papeles y documentos que se hallan en el Archivo de la Encomienda de Manzanares correspondientes a los diezmos y jurisdicción del término de Aberturas. Desaparecidos estos documentos sólo queda en el Archivo Municipal una especie de índice con una breve referencia a su contenido. 

11.- DIAZ-PINTADO, Juan. Controversia sobre la fundación de Convento de carmelitas Descalzos de Manzanares. Programa de Ferias y Fiestas de manzanares, año 1999.

12.- Memorias del Convento de Religiosas Franciscanas de Clausura de Manzanares (Ciudad Real). Publicados por Jerónimo Lozano García.Pozuelo.

13.- DIAZ-PINTADO, Juan. Montes, talas y deforestación en Manzanares a finales del siglo XVI.  Programa de Ferias y Fiestas de Manzanares, año 1996. 

14.- DIAZ-PINTADO, Juan. Autonomismo municipal frente a privilegios señoriales en Manzanares (1605-1607). Programa de Ferias y Fiestas de Manzanares, año 2001.

15.- Juan Bautista Fernández de Salinas falleció en el año 1606. Ignoramos la fecha exacta ya que el primer libro registro de defunciones del archivo parroquial empieza el 4 de marzo de 1646.

16.- Este Pedro estuvo casado con otra Mencia, hija de Fabián de Salinas y Catalina Fernández de Salinas. Tuvieron una hija, llamada también Mencia que contrajo matrimonio con Manuel de Villafañe, caballero de la Orden de Calatrava.



No hay comentarios:

Publicar un comentario