ARTÍCULOS HISTÓRICOS

18 de mayo de 2019

ACTO DE INAUGURACIÓN IV JORNADAS MEDIEVALES


Deus omnipotent custodiat nos et nobis vitam aeternam

Estimados amigos, convecinos y visitantes. Buenas noches.
La idea que un día concebí de crear para Manzanares unas Jornadas Medievales tenía entonces, y sigue teniendo hoy, unos objetivos muy concretos y un tanto ambiciosos:
1º.- Extender entre la ciudadanía el conocimiento de nuestros orígenes como pueblo.
2º.- Potenciar la cultura histórica sobre la Orden de Calatrava, fundadora del Castillo y Encomienda de Manzanares.
3º.- Desarrollar el turismo en nuestra localidad, proyectando  al exterior el nombre de Manzanares asociado a una actividad singular, diferente de las que se venían programando habitualmente.
4º.- Dinamizar la sociedad manzanareña, invitándola a participar en un evento que recrea aquellos remotos años del último tercio del siglo XIII cuando se levanta esta casa fuerte y cuando surgen las primeras edificaciones que formarán el lugar habitado.

Presentación de las IV Jornadas Medievales. Acto realizado el viernes 2 de octubre de 2015.
 Gracias al apoyo entusiasta de la anterior Corporación Municipal, las Jornadas Medievales iniciaron su andadura con el respaldo total de unas autoridades que se implicaron personalmente, representando, no los personajes que ellos quisieron, sino los que les asignamos los organizadores, siguiendo el criterio, acertado o no, de que las autoridades actuales debían representar a las de aquellos tiempos.
Las tres personas sobre las que recayó la responsabilidad de la organización y coordinación, Felipe Jerez, Luís García y yo mismo, tuvimos que superar muchísimas dificultades, ya que no existía ningún precedente y nuestros conocimientos sobre el medievo eran entonces bastante escasos. La ilusión que nos embargaba, el ambiente de sana camaradería que reinaba entre nosotros y el asesoramiento documental de mi hijo Víctor Bermúdez en cuestiones históricas y de indumentaria, nos permitió superar todos los escollos que se iban presentando.
A pesar de sus deficiencias, las primeras Jornadas fueron todo un éxito. Las calles se llenaron de gente y se notó la repercusión económica en negocios como mercerías, zapaterías, comercios de tejidos, bares, restaurantes, hoteles, pastelerías, costureras, etc.
En la segunda edición corregimos algunos errores estéticos y seguimos avanzando en la mejora de la indumentaria, armamento y complementos. Asimismo, planificamos nuevos juegos y actividades consiguiendo concluir unas Jornadas Medievales que superaban en calidad y número de actos programados, a muchas de las existentes en otros puntos de España con una trayectoria mucho más larga.
Hemos llegado a la cuarta edición de las Jornadas Medievales de Manzanares en unas circunstancias un tanto especiales, marcadas por un cambio en la orientación política de la Corporación, derivada de las últimas elecciones municipales. La mayoría socialista que gestiona nuestro ayuntamiento ha apostado por mantener este evento histórico-turístico. Una nueva coordinadora, que además es Concejal de Cultura, ha tomado el relevo asumiendo la organización de las Jornadas con el mismo entusiasmo que desplegamos en las ediciones anteriores. Lo que ha cambiado radicalmente es la filosofía de los ediles socialistas en cuanto a su participación, ya que han decidido no recrear personajes principales, convencidos de la necesidad de “despolitizar” las Jornadas como mejor garantía de continuidad. Yo discrepo de este planteamiento y mantengo que la forma ideal de despolitizar no es que se inhiban unos u otros, sino que estén representados en los actos todos los grupos políticos con representación municipal tal y como estaba recogido en mi proyecto original.
Si queremos que las Jornadas Medievales de Manzanares se consoliden cara al futuro ha de hacerse sobre tres pilares fundamentales:
Uno es la participación conjunta de todos los manzanareños que gusten de hacerlo, sean del signo político que sean. Las Jornadas están concebidas para armonizar, para unir, y no podremos avanzar si no remamos todos en la misma dirección.
El segundo es mejorar constantemente la calidad de la indumentaria y atrezo, innovando un poquito cada año sin perder nunca el rigor histórico y la fidelidad al tiempo y al espacio que recreamos.
El tercero consiste en mimar al núcleo principal de colaboradores, fomentando la comunicación y las relaciones personales entre ellos. Me refiero a los miembros de los grupos de danza, coral, tambores, músicos, jinetes, mesnaderos, arqueros, zagalillas, auxiliares, asociaciones, personajes singulares, etc.
Tenemos una dilatada historia de ocho siglos. Tenemos los medios, los espacios y los recursos humanos necesarios para recrear con brillantez nuestros orígenes.  La pervivencia en el tiempo de estas Jornadas Medievales es, por tanto, una cuestión de apoyo social y voluntad política. En nuestras manos, en las de todos, está que este evento crezca al calor del apoyo institucional y la participación ciudadana o se extinga ahogado por la indiferencia o por las destructivas desavenencias internas. Confío en que todos seamos capaces de valorar la repercusión positiva y el potencial de desarrollo a medio plazo que para Manzanares supone este proyecto.
Ya para terminar me gustaría evocar un recuerdo hacia los hombres y mujeres que a finales del siglo XIII llegaron a estas tierras inhóspitas y semidespobladas en busca de una nueva vida para sus familias. Acogidos bajo la sombra protectora del castillo calatravo recién construido, formaron el primer núcleo de población que sería el origen de nuestro pueblo. Debemos sentirnos orgullosos de ser manzanareños, calatravos y castellanos, herederos de aquellos campesinos, pastores y artesanos que con su abnegación y trabajo lograron construir una de las encomiendas más ricas de la comarca. Sirvan estas Jornadas como homenaje de admiración y reconocimiento a todos aquellos antepasados a los que ahora recreamos.
Bien, pues acatando la petición que me ha sido formulada por nuestra Coordinadora, hoy, 2 de octubre, día de los Ángeles Custodios y de los santos Beregiso, Eleuterio, Saturio, Teófilo y Ursicino, doy por inauguradas las IV Jornadas Histórico-Turísticas “Manzanares Medieval 2015”.               
 Muchas gracias

No hay comentarios:

Publicar un comentario